anuncios

Mustachole:3

domingo, 30 de junio de 2013

Los gatos y la hierba gatera♥ [Consejos, Info.]

La hierba gatera puede causarle al gato una euforia y una excitación incontrolables. Lo anima a jugar, a moverse y en general hace que se sienta bien. ¿Pero por qué atrae la hierba gatera a los gatos y cómo puedes usarla para mantener feliz al tuyo?

¿Qué es la hierba gatera?

La hierba gatera (Nepeta cataria, hierba de gatos o menta de gatos) es una hierba de la misma familia que la menta que tiene cualidades medicinales. La gente la ha estado utilizando para curar todo tipo de dolencias desde los tiempos de los antiguos romanos y, más recientemente, se ha utilizado como una infusión de hierbas para ayudar a la digestión. En el caso de los gatos, la hierba parece resultarles muy atractiva.

¿Reaccionan todos los gatos a la hierba gatera?

La excitación que la hierba gatera provoca en un gato sólo suele durar unos minutos, hasta que se acostumbra a la sustancia química. Para poder desencadenar de nuevo la misma reacción química, tendrá que transcurrir una hora más o menos. Pero no todos los gatos son sensibles a ella. A algunos no los afecta en absoluto, mientras que la mayoría se vuelven locos de excitación. Se sabe que incluso algunos de los parientes de mayor tamaño de nuestros gatos, como los tigres, por ejemplo, han disfrutado algunos buenos momentos gracias a ella.

¿Es la hierba gatera totalmente inofensiva?
La hierba gatera no es adictiva y puedes estar tranquilo porque, aunque tu gato mordisquee las hojas secas, no le hará ningún daño. De hecho, puedes comprar muchos juguetes de esta hierba: toda clase de juguetes rellenos, pelotas, premios y mantas.

La hierba gatera también puede ser una estupenda herramienta de gimnasia y entrenamiento para mantener sano a tu gato sin que se dé cuenta siquiera de que está haciendo ejercicio. También la puedes comprar en forma de aerosol. Si rocías el líquido sobre un rascador, animarás al gato a arañar y mordisquear el rascador en lugar de tu mejor sillón. No sólo ayuda a que tu gato abandone los malos hábitos, sino que también actúa como recompensa inmediata por su buen comportamiento.

¿Por qué no cultivar un poco de hierba gatera?

Si a tu gato le gusta mucho, quizá te interese añadir esta hierba a tu jardín. Es barata y muy fácil de cultivar, y puedes comprar un paquete de semillas en cualquier vivero. El mejor tiempo para sembrarla es a principios de primavera, en el exterior. A las semillas de la hierba gatera les va bien el sol en abundancia, de modo que lo mejor es sembrarlas en la parte más soleada del jardín. 

Ten en cuenta que las plantas se pueden hacer muy grandes, por lo que tendrás que dejar unos 10 cm entre una y otra. Se trata de una hierba perenne, por lo que seguramente crecerá todos los años, a menos que el invierno haya sido muy crudo. Las semillas empezarán a brotar al cabo de un par de semanas. Cuando las plantas empiecen a crecer, deja que sigan hasta que empiecen a mostrar señales de floración. A continuación corta todos los tallos a unos 8 cm por encima del suelo.

Preparación de los tallos cortados

Una vez que tengas los tallos cortados, tendrás que secarlos. En primer lugar, quita las hojas a los tallos y extiéndelas sobre una bandeja. Las hojas se pueden colocar unas encima de otras, hasta alcanzar una altura de entre siete y diez centímetros. Desecha los tallos y coloca las bandejas con las hojas en un lugar bien aireado, asegurándote de que el gato no las pueda alcanzar. Tras un par de semanas, las hojas se habrán vuelto frágiles y empezarán a deshacerse. Cuando se hayan convertido en escamas, ya están listas.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario